ITINERARIOS / SUIZA

Imprescindibles que ver en Friburgo en un día – La guía definitiva

La preciosa Friburgo, dividida en la parte alta y la parte baja por el icónico río Sarine, es una magnífica opción para una escapada de un par de días por tierras suizas. Con su encantador casco antiguo medieval, lleno de fachadas góticas, llamativas fuentes y coronado por la impresionante Catedral de San Nicolás. Friburgo se ha convertido en todo un reclamo y no es para menos 🥰 Y por eso, para que no te falte nada en tu visita a la ciudad, aquí traigo la guía definitiva con todos los imprescindibles que ver en Friburgo en un día 😉

Esta guía está preparada para que exprimas tu viaje al máximo y no te dejes sin visitar ningún rincón de la ciudad. Además, también encontrarás la guía descargable en PDF, un mapa con todos los puntos de interés y recomendaciones y consejos para tu viaje a Friburgo.

Y ahora sí… ¡Nos vamos a descubrir Friburgo! 🙌🏽

DESCUBRIENDO QUÉ VER EN FRIBURGO EN UN DÍA


Catedral de San Nicolás

Empezamos nuestra visita a la ciudad por uno de los edificios más famosos que ver en Friburgo en un día, su catedral. Con su impresionante torre gótica de nada menos que 74 metros, la catedral es todo un icono de la ciudad. Su construcción comenzó en el siglo XII con la fundación de la ciudad sobre la base de una primitiva iglesia románica que existía ya antes de la fundación de Friburgo. Sin embargo, harían falta más de cuatro siglos para terminar la catedral. Merece la pena acercarse a disfrutar de este imponente templo y sus vidrieras que son auténticas joyas de artesanía.

Además, no puedes perderte la azotea de la catedral desde donde tendrás unas magníficas vistas de Friburgo, con su barrio medieval, los puentes y los meandros del río Sarine 🥰

que ver en Friburgo en un dia

Casco antiguo de Friburgo

La Catedral se encuentra presidiendo el bonito casco antiguo de Friburgo. Este se divide en el barrio medieval de Auge, el del Bourg y el Neuveville.

Auge

El barrio de Auge, también conocido como la ciudad baja (Basse Ville), es el barrio más antiguo que ver en Friburgo en un día. Aquí es donde nació la ciudad medieval y no es difícil remontarse a la época de sus orígenes ya que sigue manteniendo su encanto intacto 😊

Con sus fachadas góticas, sus calles empedradas y los numerosos puentes sobre el río Sarine, pasear por el casco antiguo de Friburgo es un lujo que no te puedes perder. Recorriendo sus calles seguramente te llamen la atención las fuentes medievales de Friburgo que han adquirido una gran fama debido a su llamativa apariencia. Y la verdad es que no es para menos. Entre las más fotografiadas se encuentran la de San Jorge (s. XVI), la de la Valentía (s. XIV), la de la Lealtad (s. XV) o la de la mujer samaritana (s. XV).

Pero sin duda, el lugar más emblemático que ver en Friburgo en un día es la plaza del pequeño San Juan. En ella podrás disfrutar de la fuente de San Jorge en el centro, rodeada por imponentes edificios, una torre defensiva y parte de los bosques que rodean la ciudad 💜

que ver en Friburgo en un dia

Puente de Berna

Justo al lado de la plaza del pequeño San Juan se encuentra el puente de Berna, salvando el giro más pronunciado del río Sarine. Si ya has tenido la suerte de visitar Lucerna, puede que este puente te recuerde al famoso Kapellbrücke, y no sé si con más encanto pero seguramente mucho menos masificado 😅.

Si te animas a cruzar el puente, descubrirás que a su derecha existe una puerta del siglo XIII que te llevará a las les Gorges du Gottéron, un impresionante recorrido junto al río, a través de pasarelas y escaleras de madera. Otra muy buena opción es pasear por la orilla del río disfrutando de las impresionantes vistas del casco antiguo, las torres defensivas y, cómo no, el río Sarine.



AA Catherine RepondAA

Nacida en Villarvolard en 1663, Catherine fue una de las últimas personas en ser ejecutadas por brujería en Suiza antes de Anna Göldi.

La historia se remonta al año 1730 cuando el alguacil Beat-Nicolas von Montenach, estando de caza, hirió a un zorro. A pesar de que el animal (el de 4 patas 😅) escapó, según Montenach antes de hacerlo le gritó con voz humana que lo había herido.

Al mismo tiempo, Catherine se refugiaba en una finca cercana huyendo del mal tiempo. Repond era una mendiga, reputada por la hechicería y muy conocida en la zona donde solía ayudar en tareas domésticas en las granjas. Montenach dijo que Catherine tenía las mismas heridas que había tenido el zorro, indicando que era ella la que se había convertido en el animal. Esto hizo que Catherine fuera arrestada en 1731 y trasladada al castillo de Corbières. Allí fue torturada para que confesara que había volado en una escoba. Posteriormente Catherine fue trasladada a Friburgo donde fue sentenciada a muerte por brujería y ejecutada por estrangulamiento y quema 😤

Anna Göldi, a menudo llamada la última bruja, fue ejecutada en 1782. Sin embargo, este fue un juicio de brujas dudoso, mientras que Catherine fue abiertamente ejecutada por esta acusación.

que ver en Friburgo en un dia



Museo Gutenberg

Continuamos con nuestra visita y lo hacemos acercándonos al Museo Gutenberg. Este museo está dedicado al inventor de la imprenta y a la obra gráfica en general. Así, en su interior podrás conocer los más de 5 siglos de evolución tecnológica de las artes que han contribuido en la impresión de la escritura. Empezando por la era artesanal de la imprenta, con obras medievales pintadas e ilustradas sobre pergaminos, hasta Gutenberg, la etapa industrial y el espectáculo audiovisual de hoy en día.

Por si fuera poco, la exposición se encuentra ubicada en dos impresionantes edificios medievales que no puedes dejar de visitar. ¿Se puede pedir más?

Horario:

X – J: con cita previa

V – S: 11:00 – 18:00

D: 10:00 – 17:00

Precio: CHF 10

Espace Jean Tinguely et Niki de Saint Phalle

Caminamos ahora por las calles de la ciudad para acercarnos al Espace Jean Tinguely et Niki de Saint Phalle, uno de los lugares más visitados que ver en Friburgo en un día.

En él podrás disfrutar de las obras de una de las parejas más creativas del siglo XX. De hecho fueron los creadores del conocido como “arte cinético” en el que las esculturas son móviles. Ya sabes que los museos no es que sean una de mis pasiones pero este es cuanto menos curioso 😌

A pesar de que fue erigido en 1900 para albergar el depósito de tranvías de Friburgo. Hoy, en día este museo alberga las principales obras de Jean Tinguely y Niki de Saint Phalle.

El visitante descubrirá, entre otras cosas el “Retablo de la abundancia occidental y el mercantilismo totalitario”, o los 22 relieves titulados “Recordando”.

Además, también podrás visitar las exposiciones temporales dedicadas a la colección contemporánea del Museo de Arte e Historia de Friburgo o a artistas en diálogo con la obra de Tinguely o Saint Phalle.

Horario:

X – D: 11:00 – 18:00

Jueves hasta las 20:00

Precio: CHF 7

que ver en Friburgo en un dia

Museo de Arte e Historia de Friburgo

Desde hace casi 200 años, el Museo de Arte e Historia está situado en el corazón del encantador casco viejo de Friburgo y guarda la mayor colección de esculturas de Suiza. Actualmente está distribuido en tres edificios, que no podrían ser más diferentes: el noble palacio urbano de Ratzehof, un antiguo matadero y lo que en su día fue una armería 😲

Siendo la mayor colección de esculturas del país no es de extrañar que cuente con una gran diversidad de obras. Empezando por el siglo XII hasta la actualidad, este museo es un lujo para toda aquella amante del arte, la escultura y la historia. Además, si tienes la suerte de visitar la ciudad en primavera o verano, te animo a que te pasees por el precioso jardín francés lleno de rosas del palacio de Ratzehof.

Horario:

M – D: 11:00 – 18:00

Jueves hasta las 20:00

Precio: CHF 7

AA Adele d’AffryAA

Nacida en Friburgo en 1836, más conocida como Marcello, Adele fue una artista y escultora y duquesa de Castiglione Colonna.

De familia militar, Adele fue criada bajo una educación clásica, recibiendo lecciones de dibujo de Auguste Joseph Dietrich.

En 1856 se casó con Carlo Colonna en Roma, sin embargo, Carlo fallecería pocos meses después en París tras contraer fiebre tifoidea. D’Affry se refugió en el convento de las Damas del Sagrado Corazón, donde fue despertando su vocación artística. Tomó lecciones en el taller de Imhof, visitó muchas iglesias y admiró las obras de la antigüedad y Michelangelo. Fue ese mismo año, en 1857, cuando modeló el busto de su difunto esposo.

Dos años más tarde Adele se mudó a París donde comenzó a frecuentar la brillante sociedad del Segundo Imperio. Su rango en la sociedad llevó a d’Affry a frecuentar los salones del Faubourg Saint-Germain y los espectáculos de la Condesa de Circourt donde construyó amistades sólidas y duraderas.

Carrera

Así, Adele comenzó a trabajar en su primera composición exitosa, «La Belle Hélène». Estudió dibujo de animales en el Museo de Historia Natural y de anatomía en la Facultad de Medicina. Fue ese mismo año, en 1960 cuando Adele conoció a Eugène Delacroix.

A pesar de que ya estaba realizando obras muy interesantes, en 1861 rechazaron su solicitud para estudiar en la École Nationale Supérieure des Beaux-Arts.

No obstante, Adele continuó con su pasión y en 1863 tras pensarlo mucho decidió exponer en el Salón de París bajo el seudónimo de “Marcello”. Fue tal el éxito alcanzado con su busto “Bianca Cappello” que hasta la Emperatriz Eugenia la invitó a participar en los famosos Lunes de las Tullerías. Además, Adele fue invitada también a la corte junto a Napoleón III.

Pero el interés de la emperatriz no quedó ahí, en 1865 Adele recibió el encargo oficial de un retrato que estaba destinado a decorar la sala del trono del ayuntamiento de París. d’Affry produjo cuatro versiones diferentes de este busto. Al mismo tiempo, su busto de bronce de “La Gorgona” viajaba hasta Londres para ser exhibido en la Royal Academy.

Su admiración por la reina María Antonieta, que compartía con la emperatriz Eugenia, la llevó a completar los bustos de María Antonieta en Versalles y María Antonieta en el Temple. También presentó en el Salón de París desde mayo hasta noviembre de 1866, un busto de la Emperatriz, que fue duramente criticado y rechazado por la Comisión de Bellas Artes de la ciudad de París.

Últimos años

Adele viajó por Italia, Suiza y España, donde quedó atrapada en una insurrección. Decidió quedarse en Madrid una temporada donde trabajó con los pintores Henri Regnault y Georges Clairin. Además, recibió varias cartas de recomendación de Prosper Mérimée las que le abrieron las puertas del Museo del Prado.

En 1877, agotada por la tos y los dolores en las articulaciones, d’Affry pasó diciembre en Italia, por consejo de sus médicos. Adele se movía constantemente entre Nápoles, Suiza y París, en busca de un clima que calmara su hemoptisis. Con base en Castellammare di Stabia en 1879, d’Affry puso en orden sus papeles, trabajando en la redacción de sus memorias que desafortunadamente quedaron inconclusas. Finalmente moría de tuberculosis el 14 de julio de 1879.

que ver en Friburgo en un dia

Funicular de Friburgo

Terminamos nuestra visita a la ciudad acercándonos al funicular de Friburgo. Construido en 1899, este es uno de los funiculares más antiguos de Europa. Pero lo mejor de todo es que pese a ser tan antiguo, utiliza un sistema muy ingenioso y ecológico. Este funicular utiliza las aguas depuradas de la ciudad como motor, por lo que es totalmente verde. Es el único en todo el mundo que utiliza este sistema y ya podrían todos los transportes ser igual de sostenibles 🙂

Precio: CHF 3

Recuerda que en el mapa que he preparado para ti podrás encontrar las ubicaciones de todos los puntos de interés para tu viaje por los imprescindibles que ver en Friburgo en un día.

LLÉVATE LA GUÍA CON TODOS LOS IMPRESCINDIBLES QUE VER EN FRIBURGO EN UN DÍA EN PDF

que ver en Lucerna en un dia

AÑADE EL MAPA A TU DISPOSITIVO haciendo click en EL LOGO

RESTAURANTES Y ALOJAMIENTOS


ALOJAMIENTO

Encontrar alojamientos baratos en Friburgo puede ser todo un reto teniendo en cuenta que nos encontramos en uno de los países más caros del mundo. Así que si quieres echar un vistazo aquí te dejo algunas buenas opciones:

    •  Momo’s appartement (90 €/noche), Escale (96 €/noche), ibis budget Fribourg (98 €/noche) o el Hotel du Faucon (99 €/noche). 

DÓNDE COMER

Igual que en el caso del alojamiento, encontrar un menú barato puede no ser una tarea fácil. Aunque tengo que decir que bajo mi experiencia en relación es bastante más caro desayunar en una cafetería que comer decentemente. El top 5 de las ciudades con el café más caro lo completan Zúrich, Copenhague, Basilea, Berna y Ginebra. Es decir que 4 de las 5 ciudades con el café más caro del mundo son suizas. Y lo peor es que tampoco es nada del otro mundo 😂

    • Si lo que buscas es probar la comida típica de la zona a buen precio te recomiendo visitar:  Ici c’est le Pérou, Restaurant de la Clef, Schweizerhalle, Le Bistrot, Auberge aux 4 Vents o L’Aigle-Noir. 
    • Para descansar y reponer fuerzas: Creperie Sucre Sale, Café du Gothard, Bliss Restaurant Café, Cafe de l’Ancienne Gare o Le Port de Fribourg. 

Tip:

En Suiza muchos de los centros comerciales (Jelmoli, Globus y Manor, Coop) cuentan también con buffets o restaurantes en los que los precios son bastante asequibles. Además, también suelen tener muchas opciones de bocadillos y comida preparada para llevártela y comer cuando mejor te venga a muy buen precio. Y hablando de centros comerciales, tengo que decir que Coop y Migros son dos de los mejores en cuanto a relación calidad/precio y puede que por eso se hayan convertido en dos superpotencias. Tanto que hasta cuentan con banco propio. Para que te hagas a la idea es como si Eroski o Mercadona abriesen su propio banco 😱

QUÉ COMER

    • Queso suizo: No podíamos empezar por un plato más típico. Cada paisaje y cada región del país tiene sus propias variedades de queso, aunque los platos más famosos en los que el queso es el protagonista son sin duda la fondue y la raclette. El primero consiste básicamente en una mezcla de quesos fundidos a la que se añade un chorrito de licor o vino blanco, servidos en una olla de cerámica llamada Caquelon en la que se van mojando cachitos de pan con unos tenedores alargados. La raclette es un tipo de queso que se suele asociar a una preparación concreta: se corta por la mitad y se coloca cerca de una fuente de calor, que se encarga de derretir la parte más superficial del queso. Se suele comer con patatas y/ o cebollitas y pepinillos en vinagre, aunque también sirve como guarnición de carnes o para comerlo tal cual.
    • Los röstis son unas especie de tortitas que se preparan con patatas ralladas fritas en mantequilla caliente. También se añaden algunos ingredientes como queso, tocino, hierbas frescas y cebolla. Aunque en el pasado servía como desayuno, ahora es una perfecta opción para el brunch.
    • Älplermagronen: “los macarrones de los Alpes”, así podríamos traducir esta receta, ya que consiste en un plato de pasta con queso, nata, cebollas y compota de manzana.
    • Tartiflette: Se hace con patatas cocidas, panceta ahumada, cebollas caramelizadas y queso. El origen del tartiflette se sitúa en Haute-Savoie, aunque hoy en día, es un plato básico en la mayoría de las estaciones de esquí, en particular en las de la Suiza romana.
    • Capuns: consiste en una especie de paquetitos de acelga, rellenos de una masa de harina y huevos, a la que se puede añadir otros ingredientes, y cocinados a fuego lento en leche y agua.

Y PARA ACABAR UN POCO DE DULCE

    • Chocolate suizo: su producto estrella. Fue en el siglo XIX cuando el chocolate suizo comenzó a ganar fama en el extranjero. Esta fama se produjo en gran parte gracias a Daniel Peter quien inventó el chocolate con leche y a Rodolphe Lindt quién creó el fondant. Suiza también exportaba chocolateros tan famosos como: los hermanos Josty (Berlín), Salomon Wolf y Tobias Béranger (Café Chinois – San Petersburgo), los hermanos Cloetta (Escandinavia), Karl Fazer (Helsinki) e incluso el chocolate belga tiene raíces suizos ya que fue Jean Neuhaus quien abrió en Bruselas una confitería y su hijo Frédéric inventó en 1912 el confite relleno de chocolate.
    • Basler Leckerli: ‘Lecker’ significa delicioso y con eso te lo digo todo. Elaboradas con avellanas, almendras, frutas, miel, jengibre glaseado y Kirsch, las Basler Leckerli son galletas crujientes, inventadas hace unos 600 años. La tradición es comerlas en navidades, aunque puedes encontrarlas durante todo el año y de hecho es probablemente la comida callejera más famosa de Suiza.
    • Bündnernusstorte: a veces llamada engadinernusstorte, es una masa caramelizada rellena de nueces, originaria del cantón de Graubünden. Se elabora en pequeñas panaderías independientes de todo el cantón, cada una de las cuales tiene su propia variación de la receta básica de la pasta corta con un relleno de azúcar caramelizado, nata y nueces picadas, generalmente nueces.

PUEDE QUE TE INTERESE…


    • Si quieres empezar a sumergirte en la atmósfera suiza, puedes empezar por (re)ver películas como Hedí (2015), Beresina, oder Die letzten Tagen der Schweiz (1999), Les Petites Fugues (1979), La lista de Carla (2006) o Tannöd (2006).
    • Si prefieres hacerlo mediante la lectura, puedes (re)leer los siguientes libros: Heidis Lehr- und Wanderjahre (Johanna Spyri), Das Gemälde der Tänzerin (Christine Jaeggi), Im Sommer sterben (Michael J. Theurillat), Het lot van de familie Meijer (Charles Lewinsky), Die Steinflut (Franz Hohler) o La verdad sobre el caso Harry Quebert (Joël Dicker).
    • En cuanto a la música suiza, te recomiendo que les dediques por lo menos unos minutos a: BOY, Cellar Darling, Sophie Hunger, Gotthard, Liricas Analas, Lunik o The Beauty of Gemina.

Si todavía no tienes los billetes de avión te animo a que le eches un vistazo a la página de eDreams donde encontrarás las mejores ofertas para tu viaje 😊



INFORMACIÓN PRÁCTICA

    • Llegar a Friburgo en tren. La verdad es que la red de trenes en Suiza es una maravilla de la que sus habitantes están muy orgullosos y no es para menos. Friburgo, como no podía ser de otra manera, está perfectamente conectada con la mayoría de ciudades del país por lo que no tendrás ningún problema para llegar a ella desde cualquier punto de Suiza. En mi caso llegué desde Montreux en tan solo una hora y como siempre disfrutando de unos paisajes impresionantes   💜 Aquí te dejo la página web para que busques todos los trayectos que necesites, y recuerda que están incluidos en el Swiss Travel Pass, así que… A MOVERSE 🙌🏽
    • Suiza tiene cuatro idiomas oficiales: francés, alemán, italiano y romanche. En cada cantón hay un idioma oficial, que suele ser el idioma local y se hablan numerosos dialectos, así que puede que te vuelvas un poco loca si piensas ir moviéndote por el país como fue mi caso. Como tip: en los trayectos de tren siempre dan las indicaciones en los diferentes idiomas y el primero suele ser el idioma oficial en el lugar de destino, por si te sirve por lo menos para saber en qué idioma saludar 😂 En Friburgo concretamente los idiomas oficiales son el alemán y el francés, y tranquila si no lo dominas ya que también hablan perfectamente en inglés.

MÁS INFO

    • Moverse por Friburgo. Para mí la mejor opción siempre es andar ya que así vas conociendo la ciudad y descubriendo rincones. Además, Friburgo es la ciudad ideal para recorrerla a pie y perderse por sus calles adoquinadas. Pero si por alguna razón necesitas utilizar el transporte público, aquí te dejo la página del transporte público de Friburgo.
    • Fribourg City Card: en mi opinión para un viaje express a Friburgo en el que solo vas a pasar unas 24-48h en la ciudad no merece la pena. Pero si tienes intención de quedarte más días por la zona o si estás muy interesada en los museos de la ciudad, que sepas que la Fribourg City Card puede ser una muy buena opción para ti. Con esta tarjeta podrás coger cualquier medio de transporte de Friburgo y tendrás entrada libre o reducida a sus museos.
    • Enchufe: tipo C/F, no hace falta adaptador para los tipo C (Europa).
    • Moneda: franco suizo (CHF). 1 CHF = 0,9597 €
    • Te recomiendo viajar con la tarjeta Bnext que no te cobrarán comisión al sacar dinero en cualquier cajero del extranjero. Aunque en Suiza casi lo raro es pagar en efectivo, ya que admiten tarjeta en todos los sitios.
    • Tampoco te olvides de que al no pertenecer a la UE puede que no tengas acceso a internet desde tu móvil. Lo mejor en estos casos es utilizar las tarjetas eSIM de Airalo con las que no tendrás que sufrir por falta de datos en el extranjero 😉

Y SI TE SOBRA TIEMPO PUEDES…


    • Te animo a que te suscribas para ser la primera en enterarte cuando publique la guía definitiva de Suiza en 10 días que estoy preparando con los lugares más impresionantes del país 💜
    • Recorrer las calles de Lucerna. Además de por su marco incomparable, esta ciudad destaca especialmente por su encantador casco antiguo medieval en el que podrás retroceder en el tiempo cruzando puentes de madera sobre el río Reuss, y recorriendo calles empedradas en las que parece que el tiempo se ha detenido.
    • Conocer la capital de Suiza, Berna. Con su casco antiguo medieval declarado Patrimonio de la Humanidad y rodeado por el meandro que forma el río Aar, Berna es una de esas ciudades de Suiza que enamoran a primera vista.
    • Descubrir Zúrich, una de las ciudades más interesantes de Suiza. Además de contar con la calle más lujosa del país, Zúrich también tiene uno de los cascos antiguos más bonitos de Suiza. Una joya no tan conocida que enamora a toda viajera que se decide a conocerlo 🥰
    • Descubrir Lugano, una de las ciudades más bonitas de Suiza. Se encuentra ubicada al sur del país, junto a la frontera con Italia, muy cerca del Lago Como y la gran ciudad de Milán y es una de esas visitas que no pueden faltar en tu viaje a Suiza.
    • Conocer cada rincón de Montreux. Este paraíso ha seducido a artistas, escritores y viajeros como Charles Chaplin, Freddie Mercury o Prince y la verdad es que con su estilo francés, el impresionante lago Lemán y su viñedo en terrazas, considerado Patrimonio de la Unesco, no es ninguna sorpresa. 

Como siempre, ya sabes que yo siempre utilizo Omio para comprar los billetes y moverme en mis viajes con la mayor tranquilidad posible, aprovechando al máximo el tiempo en cada destino 🥰

LLÉVATE EL MAPA Y LA GUÍA CON TODOS LOS IMPRESCINDIBLES QUE VER EN FRIBURGO EN UN DÍA


LLÉVATE LA GUÍA CON TODOS LOS IMPRESCINDIBLES QUE VER EN FRIBURGO EN UN DÍA EN PDF

que ver en Lucerna en un dia

AÑADE EL MAPA A TU DISPOSITIVO haciendo click en EL LOGO

Hasta aquí el itinerario por todos los imprescindibles que ver en Friburgo en un día. Espero que te haya gustado y que te sea útil en tu aventura.

¿Y tú? ¿Qué recomendarías de tu visita a Friburgo?

Autor

¡Bienvenida, viajera! Soy Ainara, una joven pamplonica que ama los viajes, la fotografía y no parar de aprender. Desde hace más de 7 años me dedico este sueño de recorrer el mundo y descubrir y conocer nuevas culturas. En el camino, he creado este blog para que podamos vivir esta aventura y ¿quién sabe? quizás encontrarnos en algún punto del camino ;) Además de en este blog también puedes seguir mi día a día y encontrar más inspiración para tus viajes en mis redes sociales @packandbreathe ¿Me acompañas en esta aventura?
5 2 votos
Article Rating
Suscribirme
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
ÚNETE A LA COMUNIDAD DE VIAJERAS INQUIETAS¿Quieres ser la primera en enterarte de todas las novedades?
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad